Siguiendo con las políticas de comercialización expuestas desde el Ministerio de la Producción, la apertura de nuevos mercados es el camino para que las empresas radicadas en la Provincia puedan desarrollar, mejorar y tecnificar sus producciones.

En los primeros 7 meses del año, las exportaciones concretadas desde la provincia de La Pampa hacia los distintos puntos del mundo mantuvieron un volumen constante mes a mes, alcanzando un total de USD 17.000.000 aproximadamente.

Entre los productos exportados se destacan la carne bovina, aceite de girasol, girasol confitero, maíz y trigo partido, miel y cera de abeja y silobolsas.

Los destinos fueron variados, arribando con las cargas a los países de Japón, Estados Unidos, Brasil, Francia, Bélgica, Turquía, Trinidad y Tobago, Guatemala, Uruguay, Egipto, Chile y Alemania.

El volumen de las cargas estuvo representado en más de 140 contenedores con destino marítimo y más de 200 camiones con destino a países limítrofes. De las estadísticas detalladas se destaca que desde la Zona Franca se llevan exportados más de 75 contenedores.

El ministro de la Producción, Ricardo Moralejo, remarcó que la Zona Franca es una herramienta para que las empresas provinciales, nacionales e internacionales puedan darle valor agregado a sus insumos, innovando con nuevas tecnologías y aprovechando los beneficios propios, aplicados a la disminución de costos y a la generación de nuevas inversiones, lo que conlleva a la concepción de empleo digno y sustentable.

“Las Zonas Francas fueron creadas para impulsar el comercio y la industria exportadora, y creemos que la nuestra en particular tienen la inmejorable posibilidad de exprimir estos objetivos combinados con el beneficio de poder volcar la producción al Territorio Aduanero General, pudiendo diversificar los mercados y así ser competitivos según la demanda que lo requiera”, expresó Moralejo.

Se estima que las exportaciones seguirán creciendo en lo que queda del año, incorporando a la oferta exportable nuevos productos. 

exportaciones